¿QUÉ ELEMENTOS DEBES REVISAR EN TU AUTOMÓVIL?

La lluvía no es un buen compañero de viaje. Y estos días es bastante normal que haga su aparición mientras conducimos. Por eso es tan necesario que dediques algo de tiempo a comprobar que tu automóvil está en buen estado de mantenimiento.

¿Qué debes de revisar?

  • Sistema de freno
  • Dibujo, desgaste y presión de los neumáticos
  • Suspensión
  • Sistema de iluminación -reglaje y funcionamiento-.
  • Limpiaparabrisas -atención a las escobillas desgastadas o sucias, su concurso y buen funcionamiento estos días es fundamental-. Asegúrate, además, de que el cristal está limpio.
  • Sistema de calefacción y ventilación. No te acuerdes de él solo cuando se empañan los cristales.

Para todo ello, si necesitas un taller de confianza, ya sabes donde tienes tu EuroTaller. Encuentra el tuyo con nuestro buscador de talleres.

Consejos para conducir con lluvia

La conducción se tiene que adaptar a las circunstancias de la carretera y la climatología. La lluvia reduce el agarre del vehículo al firme, aumenta la distancia de frenado y la empeora la adherencia en las curvas. Por todo ello, te recomendamos que reduzcas la velocidad para evitar sustos.

Es fundamental mantener el control de vehículo. Conduce con suavidad, evitando acelerones, frenazos bruscos o volantazos. Señaliza con anticipación tus maniobras para facilitar la conducción a quienes circulan junto a ti en la vía. Si tienes que frenar, evita hacerlo en zonas de la calzada con pintura -pasos de cebra, por ejemplo-, ya que compromete la adherencia de los neumáticos.

Por todo ello, incrementa la distancia de seguridad con el vehículo que te precede: ganarás tiempo de reacción y evitarás perdidas de visibilidad debido al agua que se proyecta hacia tu parabrisas si circulas muy cerca del coche de delante.

Como siempre te recordamos, en la carretera tenemos que ver y ser vistos. Usa las luces de cruce y también los antiniebla traseros si hay poca visibilidad.

Sigue, en la medida de lo posible, la huella del coche que te precede aprovechando que esa zona tendrá menos agua. Y evita los charcos: el riesgo de aquaplaning está ahí.

Fuente Eurotaller: Consejos para conducir con lluvia